Saltar al contenido

Los túneles de Cortijo Jurado

Autor: Eduardo Ortuño Pampin.

Los asesinatos de las niñas

Como la mayoría de los caserones antiguos de familias adineradas se genera una historia macabra, ya sea bien por la habladuría de la gente o por acontecimientos que ocurren sin hallar culpable alguno, y Cortijo Jurado no iba a ser menos.

Todo comienza con las extrañas desapariciones de cinco niñas en la barriada de Campanillas, entre 1890 y 1920 que alertan a los vecinos sobre un posible violador. Los cuerpos de las niñas irían apareciendo en el río Campanillas, cercano a la finca de los Heredia y los Larios, a los tres días de su desaparición. Es en este instante cuando el pueblo vuelca su mirada en los burgueses y les acusa de secuestrar a las niñas para realizar rituales de satanismo con sus allegados de Francia e Inglaterra, los cuales se creían que pertenecían a la  masonería.

Túneles de cortijo jurado
Fig. 1. Torre del palomar de Cortijo Jurado.

Los túneles ocultos bajo la tierra

La leyenda comienza a coger más fuerza cuando en 1932 un chaval de la barriada de Campanillas, Manuel Martín, es retado por sus amigos a entrar en la hacienda para demostrar su valor. Se dice que lo que el muchacho encontró es digno de una novela macabra. En su allanamiento encontró un pozo en el patio trasero que daba a una especie de cueva subterránea en la que se distribuían varios túneles. Decidió recorrer uno de ellos, y después de caminar aproximadamente 2 kilómetros dio con una puerta cerrada. Detrás de ella, estaba el cortijo de la familia Larios. A la vuelta, se cuenta que tomó otra dirección para recorrer los demás pasadizos y en uno de ellos, según su testimonio recogido por Rosa María Padilla en una entrevista a un Manuel Martín ya mayor, citó textualmente:

“Bajé las escaleras y me encontré un túnel, el cual daba a una habitación grandísima. Era de piedra. Tenía una especie de mesa, y frente a ella, tallado en la pared, había tres dibujos: una cabra, una serpiente y un dibujo muy raro de unos objetos que se utilizan en el colegio, pero no sé cómo se llaman.”

Tras estas declaraciones Rosa le pregunta por el acceso y Martín le asegura:

“Ese acceso lo cerraron hace años, cuando cambiaron de dueños. Pero aún se puede ver la marca, que yo recuerde. ¿Usted ha visto que frente a la capilla hay una habitación con un fogón grandísimo? Pues ahí afuera está, búsquelo bien, es un agujero en el mismo suelo, cerca de la entrada a las caballerizas.”

La teoría de los secretos túneles de Cortijo Jurado entre los cortijos ahora Jurado y Colmenares toma más fuerza con los testimonios de los trabajadores de este último. Se cuenta que durante las obras de remodelación del cortijo Colmenares, un camión cayó en el interior de un socavón en el mismo patio. Antes de que el dueño del Cortijo mandase rellenar dicho agujero, algunos de los trabajadores pudieron ver que aquello era un sótano artificial del que salía un túnel en dirección al Cortijo Jurado.

Lo único que sí puede estar más contrastado, ya que la fuente en la cual encontramos estos hechos es en la página web del Diario Sur de Málaga, se recogen fusilamientos alrededor de la finca y además fue utilizado durante la Guerra Civil española (1936-1939) como hospital y a su vez usaron los sótanos como calabozos, en esa época pertenecía todavía a los Larios.

túneles de cortijo jurado
Fig. 2. Supuestos túneles de Cortijo Jurado.

Conclusiones

Tras las revisiones de las fechas datadas sacamos en claro que Manuel Agustín Heredia Martínez (padre) no tiene nada que ver con las desapariciones de esas chicas en Cortijo Jurado. Ya que el fallece en 1846 y las desapariciones comienzan en el 1890, al igual que Manuel Heredia-Livermore (hijo) quien fallece en 1852.

No descartamos a los hijos de Manuel Agustín Heredia Martínez, que estaban vivos cuando las desapariciones empezaron en 1890. Tomas Heredia-Livermore tenía 74 años falleciendo en 1893, Ricardo Heredia-Livermore tenía 59 años, falleciendo en 1896 y Amalia Heredia-Livermore tenía 72 años, falleciendo en el 1902. Hasta 1925 la casa perteneció a la familia, las desapariciones acabaron en 1920 por lo que pudieron seguir con el legado macabro los nietos de Manuel Agustín Heredia Martínez.

Además si los testimonios de los túneles secretos son ciertos la familia Larios que vivía en el Cortijo Colmenares también estaría involucrada en las desapariciones de las menores

Respecto a »Tola» creemos que las historias sobre el maltrato y palizas son falsas. Si quieres ocultar algo de tu familia no lo sacas en fotografías familiares y menos en una posición central e intentarías que se relacionase lo menos posible con el apellido familiar, mas sabiendo que las apariencias en la burguesía en esa época lo eran todo. Además, su padre Serafín Estébanez Calderón le deja una importante herencia a pesar de que en un primer momento prefirió su muerte. Creemos también que el alma de Petronila Estébanez Calderón Livermore descansa en paz en el cementerio de Santa Eulalia de Turiellos, La Felguera, Asturias provincia donde falleció.

Creemos que el poder que llegaron a tener los Heredia y los Larios en la provincia de Málaga pudo estar por encima de lo judicial, siendo de tal grado que podían andar a sus anchas sin represalias. Este poder podría llega incluso hasta nuestros días, de tal forma que los terrenos cercanos a la finca se han levantado por diversas obras y no se ha encontrado nada o no han querido decir nada los propietarios de los terrenos actuales por no verse perjudicados.

Pero la hipótesis más factible es, que de ser cierta la desaparición de aquellas niñas y su asesinato, el asesino arrojara los cuerpos en la zona del rio cercana a la casa. De este modo mancharía el apellido Heredia hasta el final de los días.

Todo esto son suposiciones que nos han ido surgiendo durante la recopilación de datos del informe que podrás encontrar más abajo con la documentación oficial sobre el lugar.

Nada de lo escrito en este último apartado es oficial. Quedan miles de dudas por resolver y seguramente jamás se resuelvan, pero es por esto que el Cortijo Jurado se ha ganado la reputación que le precede.

Fig. 3. Cortijo Jurado, fotografía Frank Ramos 2010.

Referencias

  • Leyendas

http://balearoculta.blogspot.com.es/2013/10/el-misterioso-cortijo-jurado.html

http://radiohistoriasdemedianoche.blogspot.com.es/p/gimn-cortijo-jurado.html

Del Pino, Enrique. »Casas encantadas y sucesos extraordinarios en Málaga». Pág. 111-119.

Fotografías y videos


Nuestras experiencias en Cortijo Jurado.

Más historia y misterio

  • Cortijo JuradoCortijo Jurado Autores: Mari Carmen López Palomo, Eduardo Ortuño Pampin. Descripción del lugar Caserón situado sobre una ladera cerca de la […]
  • Fotografías de cortijo JuradoFotografías de cortijo Jurado Las imágenes de nuestros URBEX en Cortijo Jurado Historia del lugar Fotografías […]
  • Cortijo Los SiorosCortijo Los Sioros Autor: Eduardo Ortuño Pampin. Descripción del lugar Caserón situado en las cercanías del pueblo malagueño Villanueva de Algaidas, […]
  • Cortijo La CampanaCortijo La Campana Autor: Eduardo Ortuño Pampin. Descripción del lugar Situado en lo más profundo del valle que horada el arroyo Jaboneros, lejos de […]